“L’unique”, de Sergio Estévez, un elogio a la figura femenina en el Museo de Historia de Agüimes

El artista y creador visual grancanario Sergio Estévez ocupa la Sala de Exposiciones del Museo de Historia de Agüimes, en la calle Juan Alvarado y Saz nº 42, con “L’unique”, un elogio sugerente a la figura femenina a través de quince piezas escultóricas fundidas en bronce.
Incluida en el marco Itineraria 2018 del Circuito Insular de Artes Plásticas, dependiente del Cabildo de Gran Canaria, la muestra se podrá visitar hasta el día 10 de junio, de martes a sábado, en horario de 09.00 a 17.00 horas, y los domingos, de 09.00 a 15.00 horas.
Asimismo, hoy, a las 12.00 horas, Sergio Estévez ofrecerá una visita guiada y gratuita a la exposición como actividad complementaria en la que explicará algunas claves de su producción artística, una original obra escultórica que reproduce torsos de mujeres sin rostro y sin cabeza en homenaje a las representaciones femeninas de las sociedades prehistóricas.
Como señala la historiadora del arte Laura Teresa Morales en la hoja de sala editada para la muestra, “las damas de nuestro creativo vienen a hablar de todas las mujeres” a través de una revisión en la que explora la evolución del papel de la mujer “desde las sociedades matriarcales de la Venus de Willendorf, en la que se inspiran sus esculturas, pasando por la historia de la mítica e indomable Lilith, suprimida de los textos bíblicos tal como los conocemos hoy, y las distintas épocas hasta nuestros días”.
A través de éstos y otros hitos, añade la historiadora del arte, “hace un análisis de las circunstancias en las que se ha ido evolucionando hacia la infravaloración del género femenino, aún en el siglo XXI, a través de ejemplos tan elocuentes como el de María Magdalena, tachada de prostituta a la que viene a salvar Jesús; el caso de las mujeres artistas que ejercieron el oficio de la pintura en la Edad Media y su incapacitación para destacar como maestras o los patrones sociales anuladores para la mujer de la época victoriana, en la que ya comenzaron a despuntar algunas creadoras de espíritu rebelde”.

Sergio Estévez, escribe Morales, “apela a lo más profundo de nuestro ser con cada una de sus obras, de inusitada gracilidad, a las que entiende como una ventana a la meditación en sí mismas. No desea diferenciarse por un lenguaje plástico original o ‘aún no inventado’, estilísticamente hablando; sencillamente, añade, se concentra en volcar toda esa sensibilidad al servicio de una idea que persigue devolver a la mujer a su lugar legítimo de reconocimiento y respeto”.

Sergio Estévez es un creador visual, escritor y difusor de arte que ingresó muy joven en la Escuela Luján Pérez, donde tuvo como maestro al célebre pintor Felo Monzón, de quien aprendió a utilizar la escala cromática, y que apostó por la obra del joven creador contando con parte de sus piezas en varias exposiciones.
Además de haber formado parte de más de una veintena de exposiciones colectivas e individuales, dentro y fuera de España, en 2014 decide compartir los conocimientos adquiridos y empezar a desarrollar proyectos para otros creadores.
Ese mismo año creó la Feria de Arte MUNDART que se celebra cada año, en el mes de febrero, en el Ateneo de Madrid, una de las salas mejor consideradas del centro turístico de la capital de España que comparte zona con los museos del Prado y Thyssen.

Archivado en: Destacado, Noticias